Biotecnología

La biotecnología es la punta de lanza del sector sanitario, siendo una de las áreas más activas en operaciones de inversión, especialmente por empresas de Capital Riesgo. Es una industria joven y poco madura, no obstante se trata de un sector que goza de gran atractivo, de ahí la importante actividad financiera que se está desarrollando en el mismo. Dicho atractivo se debe fundamentalmente a las elevadas tasas de crecimiento que experimentó en los años previos a la crisis, especialmente en el panorama nacional.

Actualmente, el mercado español está en proceso embrionario, pudiendo encontrarse empresas que actúan en distintos subsectores dentro de la biotecnología, pero no existiendo un posicionamiento claro de las compañías. Sin embargo, la biomedicina supone el 75% del volumen del sector y cerca del 40% de las empresas del sector se centran en salud humana. A esto hay que añadir que es un sector que por su elevado gasto en I+D+i percibe, tradicionalmente, gran número de subvenciones por parte del Estado y las CC.AA., fundamentalmente en salud humana.

Tratándose de una industria poco madura, las compañías de este sector se enfrentan a una intensa lista de retos. Los más inmediatos son tener una clara visión del negocio y la búsqueda de liquidez. Otros también son la necesidad de forjar una imagen de credibilidad que facilite la financiación privada, disponer de un equipo humano con experiencia y formación específica, dedicados a la investigación y la a gestión y preparar el salto a la internacionalización.